40.000 millones que se esfuman

El Gobierno de Mariano Rajoy renuncia a 40.000 millones del rescate bancario y no se inmuta siquiera. Una dejación de funciones que sonroja a cualquiera y que a la derecha patria le resbala sin pudor. Entretanto, el Ministerio de Hacienda hace de perro de presa de comunidades autónomas y corporaciones locales limitando su posibilidad de hacer políticas que benefician directamente al ciudadano. Un auténtico contradiós tanta benevolencia del gabinete del PP con las entidades financieras que han gestionado rematadamente mal, despilfarrando y me quedo corto el dinero de todos, cuando es tan estricto e injusto con las administraciones que gestionan los servicios públicos y protegen el estado del bienestar. El óbolo del Gobierno a la banca es 10.000 millones mayor que el presupuesto de la Junta de Andalucía para 2017. Cuánto se podría hacer con tanto dinero en sanidad, educación, dependencia, empleo o cultura. Pero Rajoy renuncia con negligencia a tantos recursos públicos. Insoportable.

Siempre sacan la patita…

Ha tardado muy poco el Partido Popular en sacar la patita por debajo de la puerta. El lunes, Juan Manuel Moreno Bonilla, hacía contorsionismo para no demostrar una vez más que la derecha nunca está con Andalucía y salir de ese gran bloque político, económico y social por una financiación justa para Esta tierra. Salvo el PP, el resto de partidos con representación parlamentaria, sindicatos, empresarios, corporaciones locales y el tercer sector (entidades sociales) han compartido con la presidenta de la Junta, Susana Díaz, la reivindicación de unos recursos suficientes para tener servicios públicos y un estado del bienestar en pie de igualdad con el resto de autonomías. Con el reparto que hace el Gobierno de Rajoy, Andalucía recibe cada año unos 1.000 millones menos que la media de las CCAA, es decir, unos 104 euros menos por habitante/año. Pese a este agravio, el PP sigue anteponiendo las consignas de Moncloa y bailando al son que le marca Rajoy. No era de esperar otra reacción: nunca ha estado la derecha en la defensa de Andalucía. Ante una nueva causa justa, el PP vuelve a traicionar a esta tierra. Estamos como cuando Aznar y Arenas no querían reconocer a 400.000 andaluces, ahora son 220.000, que también son muchos. La historia se repite una y otra vez.

Foto.- elplural.com. Moreno Bonilla, Rajoy y Arenas.

Todos menos uno

Estaban todos los que tenían que estar, todos menos uno: el Gobierno de la nación. En Antequera se dieron cita Junta de Andalucía, las corporaciones locales, sindicatos (UGT y CCOO), los empresarios (CEA) y las Cámaras de Comercio para reclamar la conexión de los puertos andaluces con los corredores ferroviarios europeos. La ausencia de representantes de la Administración central ante esta reivindicación de justicia resalta con más énfasis el agravio que sufre Andalucía en las inversiones ferroviarias. Mariano Rajoy castiga infraestructuras prioritarias como la Algeciras-Bobadilla, que multiplicaría el volumen de mercancías y empleo del mayor puerto de España, o la línea con Almería para dar salida a su gran producción agroalimentaria, mientras que favorece otras instalaciones portuarias con derramas multimillonarias.

Andalucía ocupa una posición geoestratégica que le confiere enormes oportunidades “al ser el nodo de paso de la principal ruta del comercio mundial”. Por ese motivo, todos los participantes del foro firmaron la ‘Declaración por el desarrollo de las infraestructuras logísticas, el crecimiento y el empleo’. Se trata de un compromiso para impulsar las infraestructuras logísticas de Andalucía a fin de fomentar las actividades industriales y el empleo. Pero esta apuesta por el desarrollo necesita inversión en la red ferroviaria. Así, las organizaciones firmantes exigen al Gobierno de España y a la Unión Europea que culmine la red ferroviaria transeuropea que contempla el eje Mediterráneo (Huelva-Sevilla-Antequera-Granada-Almería-Levante-Frontera Francesa), así como la conexión de Huelva con la Ruta de la Plata y el eje Central (Algeciras-Antequera-Córdoba-Linares-Madrid-Frontera Francesa). Ambos ejes interconectan en Antequera. Y se considera de especial prioridad la culminación de la conexión ferroviaria Algeciras-Bobadilla.

Fotos.– Clausura del foro y mapa de la red ferroviaria transeuropea.

Programas que funcionan

Los programas Emple@Joven y Emple@30+, impulsados por la presidenta de la Junta, Susana Díaz, son dos planes de éxito indudable, con un nivel de ejecución del 100% y creación de empleo que se han superado con amplitud las previsiones. Su objetivo era incorporar a jóvenes y mayores de 30 años al mercado de trabajo y mejorar su empleabilidad ampliando su experiencia y su cualificación. Ninguna comunidad autónoma ni el Gobierno de España ejecutan una medida de estas características, por lo tanto es una iniciativa única en nuestro país. Los datos así lo demuestran el buen resultado:

  • Más de 60.200 contratos de trabajo.
  • 1.300 prácticas profesionales.
  • Más de 3.000 contratos gracias al Bono de Empleo Joven.
  • Andalucía es la única comunidad, junto a Canarias, que sigue creando empleo en nuestro país, según los datos del primer trimestre de la EPA.

Tan buen resultado dio la primera edición del Emple@Joven que en marzo de este año se puso en marcha una segunda. Estos planes los financia la Junta y se ejecutan a través de los ayuntamientos. Las condiciones que fijaban los dos decretos que regulan los programas, convalidados por unanimidad del Parlamento, estaban claras desde el primer momento. De hecho, prácticamente casi todos los municipios de Andalucía (772) se han sumado a ambos programas.

La duración de los contratos es una decisión que tomaban los ayuntamientos en sus proyectos. Para evitar contratos de muy corta duración, el nuevo decreto para favorecer la inserción laboral introduce, entre sus novedades, que los contratos que realicen las corporaciones locales a los jóvenes menores de 25 años deben ser por un periodo mínimo de seis meses y a jornada completa. En el caso de los mayores de 25 años, deben tener una duración mínima de tres meses. Aquellos que se beneficiaron del anterior Emple@Joven pero tuvieron contratos de corta duración, inferiores a 3 meses, pueden beneficiarse también de la nueva. Por tanto, la prórroga que se está demandado ya está aprobada.

La ligereza de la secretaria general de Podemos, Teresa Rodríguez, al cuestionar estos planes supone un gran irresponsabilidad. Además, esta dirigente política manifiesta un profundo desconocimiento de su contenido y de los buenos resultados que está produciendo. Bienvenida la crítica siempre y cuando sea constructiva.

Se acabó el mito

Se ha extendido irracionalmente la leyenda urbana de que la gestión privada es más eficiente y más barata. A este mantra, repetido hasta la saciedad por el pensamiento dominante neoliberal, se ha aferrado el Partido Popular para privatizar muchos servicios públicos, con la Comunidad de Madrid como gran laboratorio, y favorecer el negocio de unos pocos con el patrimonio que es de todos. Un informe del Tribunal de Cuentas pone fin a esta mitificación de lo privado y desmonta la interesada cantinela de la ineficiencia de lo público. El trabajo del órgano fiscalizador, adelantado esta mañana por la Cadena Ser, analiza la prestación de servicios de ayuntamientos españoles de menos de 20.000 habitantes (el 95% de total de los municipios) y concluye que la gestión pública de servicios como basuras o limpieza cuesta menos que la privada y que la concesión a ésta última no implica en absoluto mejor servicio. Los datos del informe no dejan lugar a la duda:

  • Coste medio del servicio de limpieza viaria por habitante: 16,23 euros si lo gestiona directamente el municipio y 27,83 euros (un 71% más) si el servicio lo presta una empresa. Este mayor coste no tiene una correlación con los índices de calidad del servicio, dice el Tribunal de Cuentas.
  • En las localidades más pequeñas hay hasta 36 papeleras por cada cien habitantes cuando el servicio es municipal y poco más de 6 cuando está privatizado.
  • Coste de recogida de residuos sólidos urbanos: la gestión directa supone 42,55 euros por habitante y la concesión privada, 53,90.

A partir de ahora a ver quién es el listo que nos suelta el rollo maniqueo de que lo privado es más rentable y más eficiente. Los datos son demoledores. Y además dejan también en evidencia la reforma de la administración local aprobada por el Gobierno de Rajoy. Una reforma en la que pretende restar competencias a los ayuntamientos de los municipios menores de 20.000 habitantes y se abre a la puerta a privatización para mejorar y abaratar el servicio. De acuerdo con este concluyente informe que nos ofrece el Tribunal de Cuentas, la hipótesis de partida que inspira esta retrógrada modificación normativa está viciada de origen. O dicho de otro modo, parte de presupuestos erróneos, por no decir absolutamente falsos y tendenciosos.

Deudas

El Partido Popular es muy aficionado a contar la verdad a medias, cuando no a mentir con desahogo. Los prebostes del PP andaluz no sueltan la cantinela del dinero que le debe la Junta a los ayuntamientos. Pero una cosa es predicar y otra bien distinta dar trigo. Cuando se hacen las cuentas, se descubre que la realidad es otra. A fecha 30 de septiembre, la administración autonómica tenía pendiente de pago 259 millones de euros a las corporaciones locales. Y éstas tienen impagos con la Junta muy superiores, exactamente 456 millones. El diferencial es a favor de la Junta. Nada más y nada menos que de 196 millones, a los que habrá que sumar 102 más que se abonarán desde la Consejería de Hacienda a los entes locales en pocas fechas. Al final resulta que en el PP, con el interino Zoido al frente, van a esquilar y salen escaldados. Usando palabras de la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ya está bien de demagogia. No es tiempo para tirarse los trastos a la cabeza, sino para colaborar entre las administraciones.