Peaje

diciembre 13, 2017

Se acerca el 2019 y llega la hora de la verdad sobre el levantamiento del peaje de la AP-4 entre Sevilla y Jerez. El Gobierno de Mariano Rajoy no tiene ninguna excusa para prorrogar una vez más la concesión de la vía, que sufrimos desde 1972. Las empresas que han explotado la autopista han amortizado con mucho su inversión. Pese a todo, año tras año sigue subiendo la tarifa: en 2018 los usuarios tendrán que abonar un 2% más. Son insaciables y van a exprimir el limón hasta el último día. Esperemos que el Ejecutivo del PP no tenga la tentación de mantener este castigo confiscatorio para los andaluces y todos los que transitan por este trazado. Nadie entendería otra decisión que no signifique su reversión a la gestión pública y su apertura como vía gratuita. El Ministerio de Fomento está entre la espada y la pared. En Andalucía vamos a estar muy vigilantes para que no reincidan en su error y en 2019 quede la autopista liberada de tan longevo peaje.

Anuncios

Sin hucha

diciembre 11, 2017

Este vídeo resume cómo el Gobierno de Mariano Rajoy ha vaciado el fondo de reserva de las pensiones. Se encontró casi 67.000 millones de euros (66.815 millones) y después del último martillazo a la hucha para pagar la extra de este diciembre, cerraremos 2017 sólo con 8.095 millones. Además, este ejercicio se ha recurrido a un préstamo de 10.192 millones para poder hacer frente a las nóminas de los jubilados. La gestión de la Seguridad Social por parte del PP se puede calificar de auténtico fiasco. Se han fundido esta maravillosa herencia del ejecutivo socialista y sus explicaciones suenan a chiste de mal gusto. Y lo peor de todo es que no hacen la más mínima autocrítica ni propósito de enmienda.

Miedos en el PP

diciembre 8, 2017

¿Quiénes son los estrategas del Partido Popular en Andalucía? ¿Quiénes son los responsables de la elaboración de sus mensajes para los medios de comunicación? Hoy se descuelga su portavoz en el Parlamento con un titular que evidencia una gran debilidad. Dice Carmen Crespo que su partido no descarta un adelanto electoral en esta comunidad porque Susana Díaz “funciona a golpe de encuestas”. No sé de dónde saca semejante hipótesis, que además de descabellada e incierta, encierra el temor a que su pronóstico se haga realidad. Reconoce entre líneas que los sondeos reconocen y valoran el trabajo de la presidenta de la Junta y líder socialista. O dicho de otro modo, que los trabajos sociológicos que manejan en la sede pepera le dan un buen resultado al PSOE y otro batacazo a Moreno Bonilla. Desde una óptica freudiana, con esta noticia están implorando que no haya elecciones autonómicas anticipadas porque la debacle del PP sería morrocotuda. Nos enseñan los manuales (y la praxis) que la comunicación política ha de minimizar las debilidades y amenazas y optimizar las fortalezas y oportunidades. Pues Carmen Crespo ha puesto con estas declaraciones el dedo en la llaga de su fragilidad electoral. Le ha traicionado el subconsciente. En el PP hay mucho miedo a las urnas en Andalucía.

Foto.- El País. Moreno Bonilla y Crespo.

Otra patada hacia delante

diciembre 7, 2017

Excusas y más excusas. Nueva maniobra dilatoria del Gobierno de Mariano Rajoy para no abordar una nueva financiación para las comunidades autónomas. El ministro de Hacienda pospone la negociación del nuevo modelo hasta que haya nuevo ejecutivo en Cataluńa. Una nueva patada hacia adelante cuando el actual sistema está caducado desde 2014. Así, verbigracia Cristóbal Montoro, suman un nuevo incumplimiento a la larga lista. No solo se saltan a la torera una ley orgánica, la LOFCA, también el compromiso contraído por Rajoy en la Conferencia de Presidentes de enero de aprobar la nueva financiación este año. Para el cupo muchas prisas, para el resto (más de 43 millones de españoles) otro jarro de agua fría. Está claro que no quieren desde el Partido Popular dotar a las autonomías con los recursos suficientes para atender los servicios públicos fundamentales para los ciudadanos. Impresentable.

Foto.- eldiario.es.

Siempre se acaba la vereda antes… De forma recurrente, el Partido Popular retoma un argumento falaz y engañoso para atacar a la Junta de Andalucía y a la sanidad pública. Hoy su presidente regional, Juan Manuel Moreno Bonilla, ha vuelto a la carga criticando la subasta de medicamentos. El Gobierno que preside Susana Díaz usa esta fórmula, avalada por el Tribunal Constitucional, para mejorar la eficiencia del sistema público reduciendo costes y garantizado la calidad de los fármacos. Se reduce la factura farmacéutica reinvirtiendo este ahorro en el sistema y, al mismo tiempo, se aminora el cuantioso margen de beneficios de los grandes laboratorios. Sin embargo, el PP sigue erre que erre con su publicidad engañosa. Y es que PP y rigor son incompatibles. La derecha se erige en portavoces de las multinacionales en lugar de defender la sanidad pública, generando incluso falsa alarma sobre las propiedades de los medicamentos. La derecha confunde con mala fe porque todos los fármacos que se dispensan en este país tienen que ser aprobados por la Agencia del Medicamento, un organismo del Ministerio de Sanidad. Y Moreno Bonilla, que ha sido número dos de dicho Ministerio cuando lo dirigía la fatídica Ana Mato, no se puede hacerse el nuevo. Si no sabe que falta a la verdad, malo: ¿en manos de quién estábamos?. Y si lo sabe y miente, aún peor: su cinismo no tendría parangón. En cualquier caso, le hace el juego a las multinacionales sin importarle un bledo la sanidad pública, que es un patrimonio de todos. No hay duda al servicio de quién está el PP: el Gobierno de Mariano Rajoy negará ayuda financiera a las comunidades autónomas que no firmen un convenio que beneficia a las farmacéuticas. Otra noticia de hoy que deja bien a las claras los intereses del PP.

¡Qué espera Rajoy!

noviembre 24, 2017

La aprobación exprés del cupo vasco ha puesto en primer plano de la actualidad el incumplimiento del Gobierno de Mariano Rajoy en materia de financiación con el resto de comunidades autónomas. Bien podría el Ejecutivo haber resuelto la distribución de recursos a las CCAA de manera conjunta. El modelo que financia a las 15 autonomías del régimen común lleva tres años caducado y está provocando serios problemas para la prestación de los servicios públicos. Esta prisa con el País Vasco contrasta con la pasividad y la desidia para resolver las demandas del resto. Rajoy se ha apresurado en dar respuesta ante la exigencia de Euskadi y es que los votos de los seis diputados del PNV son imprescindibles para sacar los Presupuestos Generales del Estado para 2018.

El reparto que se hace desde el Ministerio de Hacienda con el sistema vigente más provoca tensiones y agravios territoriales. El nuevo modelo debe corregir la diferencia actual en la asignación de recursos entre unas comunidades y otras. Existe una diferencia injustificable entre las CCAA mejor financiadas y las más perjudicadas, entre las que se encuentra Andalucía, de 800 habitante/año. El agravio se visualiza en los 5.522 millones menos que se han recibido entre 2008 y 2015. Por esta política perniciosa de Rajoy ha perdido la posibilidad de aumentar su riqueza (PIB) en cuatro puntos más y casi 200.000 andaluces no cuentan con financiación

Otro dato inaceptable: Andalucía cuenta con una insuficiencia de 3.300 millones cada año para poder desarrollar con normalidad las competencias y los servicios que tiene asignados. Una cantidad anual que surge de los casi 1.000 millones que deja de percibir por debajo de la media y los más de 2.200 que tiene que añadir de sus propios recursos. En el conjunto del estado la bolsa asignada a las CCAA le faltaron, por ejemplo, 16.000 millones en 2014 que tuvieron que cubrir con recursos propios.

En definitiva, el nuevo modelo ha de estar presidido por la igualdad de cualquier ciudadano a contar con las mismas prestaciones viva donde viva. Es una tarea urgente que no admite más demoras por parte del Gobierno de la nación. Rajoy no puede ni mirar a otro lado ni encogerse de hombros ante una demanda que es de justicia, que es obligatoria por ley y a la que se comprometió en la última Conferencia de Presidentes celebrada en enero de este año. ¡Qué está esperando!

¿Por qué a una cárcel?

noviembre 20, 2017

Sigue la llegada masiva de inmigrantes a las costas españolas. El buen tiempo que continúa haciendo pese a estar en la segunda quincena de noviembre los anima a seguir jugándose la vida en busca de un futuro mejor. El control en el litoral andaluz los obliga a hacer travesías más largas y, por tanto, con más riesgo. Este fin de semana más de medio millar ha arribado a Murcia, un punto hasta ahora no muy frecuente en las rutas de las pateras. Y como no es habitual tanta avalancha en esa comunidad, se han encontrado desbordados para atender a los 534 migrantes recién llegados. La solución del Ministerio del Interior no puede resultar más estrambótica: trasladarlos a Archidona (Málaga) y alojarlos en una cárcel aún por inaugurar. Sin entrar a valorar las condiciones del recinto, seguramente mejores que las de muchos centros de internamientos de extranjeros, la decisión del Gobierno de la nación tiene un mensaje subliminal inaceptable, una carga simbólica perniciosa, que rechina. Hay quien desde la derecha ha vinculado por prejuicio ideológico (y sin ningún tipo de escrúpulos ni datos objetivos) a inmigración y delincuencia. Alojarlos en una prisión por mucha bondad que persiga esta medida de emergencia puede alimentar esa imagen distorsionada y xenófoba cuando estamos ante seres humanos que huyen del hambre, de la guerra, de la muerte.