Amor udrí

AMOR UDRÍ
Fernando Quiñones

Pasé la noche con ella
como el pequeño camello al que el bozal
retiene en el hambre y la sed
pues no soy una de esas bestias vagabundas
que se ceban en los planteles.
Después de las primeras horas
en que, desnudos ya, ahogué
la avenida de mis sentidos
dejando media vida en hacerlo,
ella entendió: solo Chamil,
no mi impotencia, me abstenía.
Entonces me ayudó, secándome,
el sudor, refrescándome
el paladar con agua y frutas,
y se tendió a mi lado, ah noche
dilatada y fugaz, tiempo sin los decaimientos
del amor ya cumplido.
Amaneciendo no
tuve que luchar más:
el deseo se recogió y se echó en mi corazón
como la mula en el establo.

* Udrí: en referencia a Banu Udra, antigua tribu beduina que postulaba un amor platónico cuyo objetivo era la perpetuación del deseo amoroso: rondar el acto carnal sin llegar a consumarlo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s