Tras el burladero

abril 6, 2015

El gran perdedor de las elecciones andaluzas del 22 de marzo, junto con Mariano Rajoy, sigue agazapado detrás del burladero. Desde la noche de aquel fatídico domingo para el PP, Juan Manuel Moreno Bonilla ha evitado dar la cara ante los medios de comunicación. Sólo ha tenido una comparecencia y forzada por el formato de la ronda de contactos impulsada por la presidenta de la Junta, Susana Díaz, con los partidos y los agentes económicos y sociales para encarar su investidura. Esa rueda de prensa se produjo en el Palacio de San Telmo, sede de la Presidencia del Gobierno andaluz, y no era el escenario para que los informadores metieran el dedo en la llaga del batacazo electoral. Nunca es momento para coger el toro por los cuernos: ni antes por el shock del varapalo en las urnas ni ahora por la crisis que se ha desatado en el PP entre los defensores de Javier Arenas y María Dolores de Cospedal a cuenta del tropiezo del 22-M. Moreno Bonilla prefiere el confort de dirigirse a los informadores en actos en los que se parapeta en un atril y evitar así las cuestiones incómodas. En el PP viven en la era del plasma. Eso de dar explicaciones no va con ellos. Todos siguen la doctrina de Rajoy de enterrar la cabeza en la tierra para ver si los problemas se resuelven solos. Quizá los periodistas les deberían afear más a menudo el desprecio que practican a las reglas del juego democrático. Es tiempo de respuestas. No de silencio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s