La venganza de Trierweller

Detesto que los asuntos privados se aireen en público. Y más cuando la revelación de secretos del ámbito íntimo se produce tras la ruptura de una relación sentimental. El desamor y el despecho hacen que lo que antes eran lunares después se vean como verrugas. En un libro que sale hoy a la venta, la periodista Valérie Trierweller le hace un ajuste de cuentas a su ex, el presidente francés, François Hollande, desde el resentimiento. Le pasa factura de la infidelidad esparcida a los cuatro vientos por la primicia de un medio de comunicación. Las confesiones tras la abrupta separación suponen la puntilla a la alarmante pérdida de popularidad del presidente galo. Y es que al perro flaco… Trierweller define a Hollande como un político frío, cruel, obsesionado con las encuestas y despectivo con los pobres. ¿Y lo descubre ahora? ¿No era igual mientras que convivió con él durante cinco años? ¿O es que éste ha cambiado de la noche a la mañana? La venganza es un plato que se sirve frío y que, en este caso, va a calentar y mucho la cuenta corriente de la periodista despechada. Los trapos sucios tienen mucha venta. El libro, con 200.000 ejemplares de tirada inicial, tiene toda la pinta de convertirse en best-seller.