Hachazo a los de siempre

Por fin parió Rajoy los presupuestos generales del Estado. Hecho público a grandes rasgos su injusto contenido, se explica el interés del Partido Popular en demorar su presentación hasta pasadas las elecciones autonómicas de Andalucía (y Asturias). Si se llegan a conocer antes del 25-M, el hundimiento del PP habría sido total. Llegan con el mayor recorte de derechos y servicios públicos de la historia (27.300 millones de euros menos) y con un regalito para los grandes defraudadores. Castigo brutal para los de siempre (clases medias y trabajadoras), amnistía fiscal para los que han amasado dinero negro y bula para las grandes fortunas y los bancos. Las cuentas para 2012 ofrecen una respuesta muy de derechas para salir de la crisis, una respuesta que dinamita conquistas y que abona el crecimiento del paro. Los presupuestos conducen a la asfixia económica, abortan cualquier atisbo de recuperación y nos condenan al atraso. El hachazo, impuesto por Merkel y la UE, es tremebundo. Nos harán más pobres, liquidarán la igualdad de oportunidades, aumentarán la brecha social entre ricos y clases medias y trabajadoras y pondrán los servicios públicos en manos privadas. El resultado de la ecuación no puede ser más nefasto.

A los grandes defraudadores se les da un trato exquisito. Sólo se les gravará con un 10% del dinero que afloren. A los de a pie nos suben el IRPF (trabajadores y pensionistas con ingresos medios pagamos más del 20% o un 21% por los ahorros que tenemos en un depósito bancario), también incrementan el IBI y, por si no fuera suficiente, desde abril pagaremos un 7% más por la luz, un 5% más por el gas y se crea una tasa para acudir a la justicia. Más carga para los que ya sufrimos presión fiscal y premios para los que han estado estafando a la sociedad española no abonando lo que debían. No ha mucho, apenas un año, Rajoy tildaba de “ocurrencia” y Cospedal de “impresentable” (para que no se olvide, están las hemerotecas y YouTube) una hipotética regularización fiscal que no se llegó a producir. Otro engaño más a sumar a los que ya nos han obsequiado. Sería más ejemplarizante perseguir el fraude fiscal y la economía sumergida. ¿Qué pensaran los ciudadanos que han pagado religiosamente sus impuestos? El Gobierno de Rajoy, tan magnánimo con los de arriba y tan implacable con los que tenemos nóminas.

De más a más. Reducen en 5.300 millones las partidas para sanidad, educación y dependencia. Otro rejonazo a las economías de las familias que necesitan unos servicios públicos eficientes y que garanticen la igualdad de oportunidades. Si se dejan de prestar servicios sanitarios, si eliminan becas o si se dejan de atender a personas en situación de dependencia, otro golpe a los que tenemos nóminas. Además, se le traspasa el marrón a las comunidades autónomas, que son las que tienen transferidas estas competencias.

Otro dato espeluznante: 1.500 millones menos para políticas de formación para desempleados. La caída de más de un 21% en educación más el desistimiento del Gobierno en reciclaje para los parados desembocan en una sociedad menos preparada. Si descapitalizamos el capital humano, dando oportunidad sólo a aquellos estudiantes de familias con recursos, y no formamos a los parados para reinsertarlos en el mercado laboral se nos presenta un futuro de aúpa.

Con este proyecto, más la lesiva reforma laboral, el Gobierno de Rajoy nos dirige hacia el abismo. Los milagreros de la oposición se han tornado en los enterradores de nuestras conquistas sociales y del estado del bienestar. Sus políticas se traducen en involución y en carga adicional para los de siempre. El único objetivo de estos presupuestos es reducir el déficit, las personas no contamos. Mientras se recorta en lo importante, se mantienen prácticamente los gastos de Defensa, no se le exige a la Iglesia que pague impuestos como cualquier hijo de vecino y ni se mira a las grandes fortunas. Más que unas cuentas para una economía de guerra, como se puede leer en un periódico conservador, constituyen una auténtica “declaración de guerra” (Gaspar Llamazares).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s