¿Dignidad impostada?

Rosa Aguilar y José Antonio Griñán

Tendrán parte de razón esos miembros de Izquierda Unida que se sienten molestos, decepcionados o incluso traicionados con la salida de Rosa Aguilar del Ayuntamiento de Córdoba para ingresar en el Gobierno de Andalucía de la mano del flamante presidente, José Antonio Griñán. Aguilar es quizá la única referente solvente y destacada que le quedaba a una organización política que se está desangrando por su cainismo, sus trifulcas internas y su incapacidad de adaptación a los nuevos tiempos. Si la imagen por la que apuesta IU es la que aporta el inefable Juan Manuel Sánchez Gordillo, es lógica la distancia entre estas siglas y el electorado. Insisto que es normal que alguien se sienta dolido por este fichaje estrella para un gobierno socialista, pero han olvidado demasiado pronto que durante años los más ortodoxos del Partido Comunista le han estado poniendo zancadillas a Rosa Aguilar, haciéndole la vida imposible, cuestionando la valía y su capacidad, poniendo en solfa su vínculo ideológico hacia esta formación, calificándola de hereje, heterodoxa o aburguesada. Habrá algunos que sí sientan realmente como un golpe profundo el abandono de Aguilar de ese barco sin rumbo, otros estaban esperando que llegara ese momento y han trabajado todos los días para colocarla en el precipicio, para situarla en la puerta de salida, para darle boleto. Suena ahora a cierta impostura tantos golpes de pecho, tanta manifestación de dignidad mancillada. Si tanto se quería a la ya ex alcaldesa de Córdoba, ¿por qué le han pagado con mucho tormento y pocos cariñitos?

Foto: El País.

Un pensamiento en “¿Dignidad impostada?

  1. Me entristece que sea una más en Gobierno socialista
    andaluz, pero si no se cree en un proyecto, lo mejor es
    hacer las maletas y marcharse.

    P.D.Esperemos que “el golpe de efecto” sea receptiva cuando le trasladen los problemas que padecen los vecinos de Montequinto, por el que pasa la Línea 1 del metro de Sevilla. El servicio deja mucho que desear: los aparcamientos disuasorios que se están construyendo en superficie no llevan arboleda y los carriles-bici para acercar a los vecinos a las estaciones brillan por su ausencia…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s