La dicha

marzo 31, 2009

LA DICHA, ¿QUÉ ES LA DICHA?
José Antonio Muñoz Rojas

La dicha, ¿qué es la dicha? (La palabra
no me hace feliz, dicho de paso). Yo diría
que es sencillamente ir contigo de la mano,
detenerse un momento porque un olor nos llama,
una luz nos recorre, algo que nos calienta
por dentro, que nos hace pensar que no es la vida,
la que nos lleva, sino que nosotros somos
la vida, que vivir es eso, sencillamente eso.

Anuncios

Día de ilustres

marzo 30, 2009

Qué de gente ilustre nació un 30 de marzo como hoy. No voy a hacer un catálogo, sólo formaré un triunvirato de célebres personajes que han dejado huella con su aportación al arte. Allá por 1746, en la localidad aragonesa de Fuendetodos, vio la luz Francisco de Goya. Casi un siglo después, en 1844, el poeta lírico francés Paul Verlaine. Y once años más tarde es el turno del pintor holandés Vincent Van Gogh. Por diferentes razones todos ocupan una página de mi libro de historia particular que ya desvelaré en otro momento. Un modesto homenaje a tan insignes creadores: La maja desnuda, de Goya; La habitación, de Van Gogh; y el poema Green, de Verlaine.

Te ofrezco entre racimos, verdes gajos y rosas,
mi corazón ingenuo que a tu bondad se humilla;
no quieran destrozarlo tus manos cariñosas,
tus ojos regocije mi dádiva sencilla.

en el jardín umbroso mi cuerpo fatigado
las auras matinales cubrieron de rocío;
como en la paz de un sueño se deslice a tu lado
el fugitivo instante que reposar ansío.

Cuando en mis sienes calme la divina tormenta,
reclinaré, jugando con tus bucles espesos,
sobre tu núbil seno mi frente soñolienta,
sonora con el ritmo de tus últimos besos.

Soneto a Greta Garbo

marzo 29, 2009

SONETO A GRETA GARBO
Carlos Edmundo de Ory

Ábreme las dos puertas de tu casa
quiero besar tu boca que me deja
adivinar el aire cuando pasa
tu corazón envuelto en una abeja

O bien decirme puedes qué te pasa
pálido rododendro triste y vieja
bajo la luna que te pone lasa
mientras te llueve el mundo en una oreja

Sin duda como sueles llorar lloras
Sin duda te desnudas a la luna
Sin duda de costumbre te adormeces

Quiero besar tu boca en esas horas
muertas que mueres tú también de una
supuración de amor algunas veces

Mi cita sabatina

marzo 28, 2009

Como todos los sábados devoro con delectación el artículo de Luis García Montero en el cuadernillo de ‘Andalucía’ de El País. A menudo, mas no siempre, comparto los argumentos. Así de quisquillosos somos las gentes de izquierdas… Nos encastillamos en un debate por un simple punto y coma. Ahora bien, trascendiendo incluso el singular y magistral ropaje estético, me gusta saborear la honestidad, la coherencia y la sensibilidad de sus textos. Y también la carga de tolerancia y la humildad a la hora defender una idea particular que no pretende ser convertida en teoría general. Me declaro un ferviente seguidor de un autor que no pontifica, que simplemente tiene la rara habilidad de mostrar con discreción su forma de ver el mundo… Sin admoniciones ni exabruptos.

El artículo de hoy de LGM (La felicidad, ja, ja, ja) es de lectura obligatoria. Suscribo la entrega desde la primera a la última letra. Y rescato este párrafo genial para los que nos declaramos agnósticos:

Hay cosas que, desde luego, no tienen casi remedio. Resulta muy desagradable tener que morirse y acabar las ilusiones de la existencia humana sumergidos en una caldera del infierno. Ese es un final terrible, una tragedia sufrida por los pobres desgraciados que vamos a condenarnos. Los que no tenemos la suerte de vivir con fe, soportamos un estado de absoluta desnudez, no porque seamos viciosos o mantengamos la inocencia de Adán, sino porque carecemos de la inmortalidad que otorga el cielo a sus hijos preferidos. De esa suerte feroz, nos consuelan algunas pequeñísimas contrapartidas.

Quedan siete días para la próxima entrega. Ya en más de una ocasión he manifestado en este blog mi admiración hacia la producción poética de Luis. Versos de la vida.

Patxi, lehendakari

marzo 27, 2009

Ése fue el lema invocado por los socialistas vascos en las elecciones del pasado 1 de marzo para renovar el Parlamento de Euskadi. El escrutinio final abrió una puerta a la esperanza… y a la renovación. El cambio no es una utopía, ya es una realidad matemática y políticamente posible. PSE y PP han alcanzado un principio de acuerdo que llevará viento fresco al Palacio de Ajuria Enea. Patxi López será el nuevo lehendakari aupado con los votos de los veinticinco diputados socialistas y los trece populares. El PSE gobernará en minoría, con un compromiso para que el PP apoye los presupuestos de la comunidad autónoma, con lo que se le dará estabilidad a la gestión. Como contrapartida, el partido de Rajoy ocupará la Presidencia del Parlamento. No hay que entender a priori este consenso de las dos grandes fuerzas españolas como una respuesta frentista al nacionalismo vasco. El camino se hace andando. Patxi López tendrá que demostrar con sus actos y sus gestos que favorece la eliminación de etiquetas y la integración de todos los vascos y las vascas. Arranca un tiempo para la ilusión en Euskadi. Y el PNV ha de entender que la democracia se basa en el juego de mayorías y minorías en las asambleas legislativas y, sobre todo, que el sillón de Ajuria Enea no es patrimonio de nadie, sino de la voluntad del pueblo, que es quien pone y quita gobiernos.

Marcha atrás

marzo 26, 2009

Este post no va de sexo o métodos contraceptivos. O quizá sí. Suenan esta semana timbales de rectificación… Que siempre es bienvenida por muy a regañadientes que se produzca o forzada por la reacción adversa de la opinión pública. Ya lo recoge el dicho coloquial que reconocer los errores y rectificar es de sabios. 

El periódico oficial del Vaticano, L’Osservatore Romano, ha salido con urgencia a corregir el patinazo del Papa y sostiene que el preservativo sí ayuda a combatir el contagio del Sida. Carecía de rigor científico y del más elemental sentido común el arrebato puritano y obsoleto de Benedicto XVI. El órgano de información de la Santa Sede ha tenido que saltar a la palestra para apagar el incendio provocado por su santidad. El diario vaticano no desdice por completo a su jefe de estado el preservativo, eso sería impensable, aunque marca una nueva línea de pensamiento. La recién estrenada doctrina católica en este campo es que el condón por sí solo no es suficiente para acabar con la transmisión del VIH, pero ello no significa que la Iglesia ponga en duda la eficacia del profiláctico. A buenas horas, mangas verdes…

Otra sonora marcha atrás la han dado las cofradías de Córdoba. Han tenido que desandar lo andado y renunciar a lucir un lazo blanco en los cortejos de Semana Santa como protesta por la reforma de la ley del aborto. Las hermandades y la celebración de la semana de pasión trascienden las ideologías y los planteamientos políticos, poseen un componente más profundo en clave antropológica y cultural. Las cofradías de Córdoba se habían quedado solas en su desproporcionada actitud reivindicativa, no las habían secundado las de ninguna provincia andaluza ni las de otras comunidades autónomas. El intento de politizar esta fiesta grande para buena parte de la sociedad andaluza resultaba ridículo y retorcido. En menos de una semana, la asamblea general de las hermandades cordobesas ha dicho una cosa y la contraria. Han concluido cumpliendo una máxima evangélica: a Dios lo que es de Dios, y al césar lo que es del césar. Bien está lo que bien acaba. Sólo queda puntualizar a estos impetuosos cofrades: que tanto derecho tienen ellos a invocar su libertad de expresión que aquellos que tenemos ideas distintas a defender la nuestra. Eso es la democracia.

¿Dónde está Trillo?

marzo 25, 2009

Ha comenzado la vista oral por el accidente del Yak-42 con un guión previsto: la indignación de las familias de los 62 fallecidos por un error de tanto bulto y las excusas insolventes de los mandos militares que se sientan en el banquillo. La primera sesión del juicio confirma la voluntad del Gobierno de entonces de dar carpetazo a una desgracia mayúscula que se cebó con las fuerzas armadas españolas.

Todo ocurrió un 26 de mayo de 2003 cuando un avión alquilado por el Ministerio de Defensa para trasladar tropas desde Afganistán a España se estrelló en el monte Piav, en Trabzon (Turquía). La gestión de este desastre se puede calificar de calamitosa, posiblemente, por la urgencia del Ejecutivo de José María Aznar por eliminar este asunto de la agenda pública cuanto antes. El resultado de esta premura fue el error en la identificación de 30 de las 62 víctimas. ¿Por qué tanta prisa cuando los técnicos sobre el terreno informaron de la dificultad para reconocer cuerpos tan quemados por la violencia del siniestro? Documentos oficiales de los que hoy da cuenta El País certifican esta impresión de los mandos militares y apuntan a que fue el titular de Defensa, Federico Trillo, el que instó a continuar con la tarea para repatriar los cadáveres al día siguiente pese a las dudas existentes.

¿Por qué no está este ex ministro entre los encausados? Seis años después, tres mandos militares están procesados por un presunto delito de continuado de falsificación de documento oficial por la errónea identificación. Trillo, en cambio, ni siquiera ha asumido sus responsabilidades políticas por un incidente de tanta magnitud. El hoy ex ministro sigue ocupando un escaño de diputado e intentando sin conseguirlo dar lecciones de moralina, asumiendo la portavocía de su partido en materia de justicia. El dirigente del PP ha demostrado que su dignidad política cotiza muy a la baja. Está escondido, sin dar la cara, agazapado esperando a que escampe sin arropar a sus colaboradores. Por muchísimo menos que esto, la presencia en una cacería sin licencia, Mariano Fernández Bermejo tuvo que dimitir hace unas semanas como ministro de Justicia. Diferentes formas de entender la ética y la decencia pública.

Además de la causa de las identificaciones, el juez Fernando Grande-Marlaska instruyó otro sumario sobre la contratación del avión, un proceso administrativo plagado de errores y con resoluciones  escandalosas que deja en evidencia el poco aprecio y respeto que sentían los responsables de Defensa durante los años de gobierno del PP hacia las tropas españolas que eran destacadas en misiones de paz. Importaba más la tarifa de alquiler de las aeronaves que las condiciones de las mismas y la seguridad de los transportados. Por eso, el Yak-42, un avión de bandera ucrania y sin las garantías básicas para volar, se estrelló en el corazón de Turquía. Aquí empieza la verdadera historia de una catástrofe que se podría haber evitado.

Cronología de los hechos.