Escándalo en Madrid (III): la confesión

El escándalo por el espionaje en la comunidad de Madrid crece y crece. También se incrementa exponencialmente la indignación democrática de la ciudadanía al comprobar como los dirigentes del PP en esa comunidad autónoma gastan el dinero público en actividades al margen de la ley para dilucidar sus diferencias particulares. Cada día se conoce un episodio más de este indignante culebrón de ‘Anacletos, agentes secretos’ de la villa y corte.

Hemos pasado de despachar la rigurosa investigación periodística de El País con el calificativo de “gran mentira” y con amenazas de querellas (sería para intimidar al medio) al reconocimiento expreso de la propia presidenta, Esperanza Aguirre, de que se sentía vigilada. Ahora, resulta que desde hace tres año tanto la lideresa madrileña como el presidente nacional del partido, Mariano Rajoy, tenían constancia de la trama ilegal de espionaje. En la medida que van saliendo a la luz nuevos datos se confirma que se estaban utilizando estas estructuras paralelas a la Seguridad del Estado para ajustarse cuentas pendientes entre las diferentes familias de la derecha madrileña.

Hasta El Mundo se ha subido al carro administrando información que, con la intención última de salvar la cabeza de Aguirre, le endosa el muerto al entorno de Rajoy. Duelo de tahúres en Madrid. Va siendo hora ya de que alguien asuma responsabilidades políticas por este bochornoso despropósito. La vía judicial está abierta. A este turbio asunto le queda aún mucho recorrido. Y eso que Aguirre decía que el temporal estaba amainando.

Foto: Estrella Digital.

2 pensamientos en “Escándalo en Madrid (III): la confesión

  1. No sabía que este tema era tan importante para dedicarle varias entregas.

    P.D.Me he quedado “muerta” cuando he visto en una fotografía del periódico dos monstruosos “champiñones” de hormigón en la plaza de la Encarnación. Una agresión urbanística en toda regla, al patrimonio histórico-artístico de una ciudad maravillosa como Sevilla. Además de la amenazante construcción de una torre que ensombrecerá a la Giralda.
    En el 92, perdimos la ocasión de convertirnos en una ciudad cultural de renombre en Europa. Una ciudad, que podría haber aprovechado todo su potencial para abrirse al mundo, con exposiciones y actividades culturales importantes.En vez de eso, continuamos con los tópicos ramplones de siempre:feria y semana santa.
    Y AHORA, estamos incluidos en la lista de bienes en peligro de la Unesco, pues los méritos para ello, no faltan.
    P.D.2 También tenemos toros para todos y para todas…que se me olvidaba…Que no falten.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s